60 Consejos que te harán ahorrar dinero día a día

El ahorro es un factor determinante en nuestro bienestar familiar y el desarrollo de las futuras generaciones. Gracias al ahorro las familias han ido aumentando su calidad de vida a lo largo de los últimos dos siglos. Es sin dudar el factor más importante para poder tener acceso a una buena educación, sanidad y alimentación ya que los Estados son incapaces de suministrar ninguna de estos servicios con suficiente calidad.

Si usted presta atención, los países más ricos se caracterizan por unas tasas de ahorros superior a las del resto de países. No es que generen más renta y por eso pueden ahorrar sino que ahorran y esto les permite tener una mayor renta e ingresos en el futuro. Es un típico problema de causalidad.

En las últimas décadas los avances de las estrategias de marketing han convertido el ahorrar en un desafío, sin embargo, con los consejos que expondremos a continuación usted con perseverancia y mucho esfuerzo podrá alcanzar las metas que se proponga en el plano financiero.

ahorrar dinero hucha

Mueve tu dinero constantemente hacía mayores rentabilidades.

Las entidades bancarias nos ofrecen una gran variedad de promociones que las hacen atractivas para que nos afiliemos a ellas. Sin embargo, debemos seleccionar aquellas que ofrezcan las mejores tasas de interés para que tu dinero se multiplique y aunque las diferencias no parezcan significativas en un primer momento, las cantidades y el tiempo definirán las brechas entre la decisión que tomaría una persona despreocupada por el ahorro y la que tomarías tú. También hay que recordar que a medida que tu dinero vaya aumentando las posibilidades de poder negociar con el banco aumentan y por lo tanto la posiblidad de obtener mayores tasas de intereses por tu dinero.

¡Apaga la televisión!

La televisión está en un constante bombardeo publicitario que puede llevarte a comprar cosas que no necesitas, también te traerá aumentos significativos en la factura de electricidad así que mejor ahórrate ese tiempo e inviértelo en descanso o en formarte mejor algo que a largo plazo hará que aumenten tus ingresos. Entiendo que no es fácil dar este paso aunque si sigues sin poder dejar esta addició, lo mejor es verla en streaming ya que así ahorrarás tiempo (también tiene un coste) y así evitarías a menos el ver la publicidad que tanto daño hace a nuestro bolsillo.

La regla de los 30 días.

Tómate tu tiempo antes de hacer grandes compras, analiza si el precio es proporcional a la satisfacción que te generará el producto, el impulso por comprar algo nos puede traer graves consecuencias y obstaculiza nuestro ahorro, así que antes de comprar tu coche, móvil o incluso tu casa, es mejor que pienses con cabeza fría si el precio que pagarás es el correcto y sobretodo piensa que hay productos que en determinadas épocas del año tienen un precio excesivo. Esto hay que evitarlo a toda costa.

Utiliza los servicios y productos 15 días.

El derecho administrativo de la mayoría de países te permite usar o utilizar un servicio o producto durante 15 días y antes de esta fecha devolverlo si no estás satisfecho con tu compra así que verífica que esto ocurre en tu país y si compras algo que no te gusta, podrás devolverlo.

Haz de la lista de compras tu mejor compañía.

Es importante que tengas claro que comprarás antes de ir al lugar y tener una guía te ayudará a concentrarte en el supermercado y no caer en la tentación de los anuncios, aférrate a esa lista y ve a por ello. Dejar a tus hijos en casa servirá de gran manera para cumplir con esta lista, ya que ellos con una dulce mirada podrían impulsarte a comprarles esas galletas que descuadrarían tu presupuesto. Todos hemos sido niños y sabemos como se comporta un niño en el supermercado.

Mejor en casa que en un restaurante.

Ser ahorrador no significa dejar de compartir con las personas que más quieres, pero sin duda las constantes salidas a comer pueden hacer que la pases mal al final del mes. Invítalos a tu casa, allí pueden estar cómodos también y recuerda decirles “Antes de irse, ayúdenme a limpiar”.

La garantía!

Todas las legislaciones del mundo sobre comercio incluyen una garantía mínima para los productos que se venden en el mercado. Estamos acostumbrados a ver garantía en coches, telefónos móviles, lavadoras y todos esos bienes duraderos pero muchas personas desconocen que cualquier tipo de producto tiene esa misma garantía de dos años. Es decir, gafas de sol, auriculares para oir música y todo lo que se vende lo tiene. Si se rompe algo no lo tires y usa tus derechos.

En Sudamérica y USA la garantía suele ser de un año.

¡Cuidado con tus hijos!

Una parte importante de la renta siempre se gasta en los más pequeños de la casa, no cabe duda de que son los más importantes en el hogar, pero debemos tener cuidado ya que sus gustos y deseos pueden variar en cuestión de horas, así que cuidado con los gastos en el entretenimiento de ellos.

¡Cuidado con las tarjetas de crédito!

Este consejo es importante para el buen trascender de tu vida financiera ya que los intereses de la tarjeta te endeudarán y complicarán tu proceso de ahorro, úsala solo en ocasiones que lo ameriten, situaciones específicas que requieran de esta herramienta, recuerda que tu equilibrio económico no es un juego.

Deshazte de lo que ya no necesitas.

Normalmente en nuestras casas tenemos artefactos que no usamos o han perdido su valor con el tiempo, dile adiós a todas esas cosas que ya no uses, porque si hay algo que necesitarás siempre es dinero. Las ventas de garaje son espacios que te ayudarán a vender todo aquello que ya no te sirva.

El agua “doble beneficio”.

Ahorrar también te ayudará a mejorar tu salud, un ejemplo es el agua, mucho más económica que las bebidas artificiales y traerá también condiciones más saludables a tu dieta y tu cuerpo, además ahorraras en posibles gastos futuros por tu salud, que llegarían debido al alto consumo de las bebidas artificiales.

 La comida en casa siempre es una buena opción.

Comer en casa no solo es saludable para tu cuerpo, también lo es para tu bolsillo, aunque la comida de la calle nos ahorre un par de minutos, comer en casa te traerá mayores beneficios en tu salud y menor gasto al final del día.

 Deja de fumar.

Hay costumbres que debes dejar en tu camino al ahorro efectivo, fumar es una de ellas, el gasto en cajetillas se vuelve significativo al finalizar el mes y no es algo que necesites. Significa además futuros gastos en salud, algunos de ellos no se pueden solucionar con el dinero.

 Apaga las luces.

El consumo eléctrico afecta de gran manera el gasto de tus ingresos, recuerda  apagar aquellas luces que no uses y aprovecha al máximo la luz solar, también contribuirás con el medio ambiente. Puedes usar bombillas que consuman baja energía, recuerda también que puedes leer con luz natural.

 El intercambio como opción.

Puedes cambiar tus libros, artículos de colección e incluso discos de música, además de la experiencia que te brindará el nuevo producto, te ahorrarás un buen dinero aprovechando lo que otra persona quiera cambiar contigo.

 Aprovecha las ventas de garaje.

Las ventas de garaje son un gran lugar para vender todo aquello que ya no necesites y lo podrás convertir en dinero para que ahorres. En ellas puedes ofrecer de todo, ropa, artefactos antiguos, libros, juguetes.

Dependerá de ti cuánto desees vender para obtener una buena ganancia.

Regula el consumo de los calentadores/Termostatos.

Evita conectarlos en periodos de descanso, ya que tienen una carga importante en el consumo de energía o gas doméstico, conéctalos cuando lo necesites para bañarte y desconéctalos cuando finalices.

Compra electrodomésticos de buena calidad.

Elegir los mejores electrodomésticos te permitirá evitar gastos en reparaciones y técnicos además de ahorrarte malos momentos por averías en estos productos, verifica también que el consumo de estos sea bajo, así ahorraras dinero a largo plazo.

 Limpia o cambia el filtro de aire de tu coche/auto.

Cambiar o limpiar el filtro de tu auto ayudará a que ahorres dinero destinado al combustible, también evitarás gastos por reparación de mayor costo que la limpieza del filtro.

 Planea tus comidas con base a las ofertas del supermercado.

Diseña un plan de comidas con las ofertas que ofrezca tu supermercado, en un inicio necesitarás de mucha imaginación pero aprovecha para conocer nuevos platos y darle una experiencia placentera a tu paladar.

Compara también los precios con otros supermercados y elige el más económico, para esto existen también páginas web que pueden darte ideas de los precios en cada cadena de supermercados.

Haz todo lo que puedas, mientras tu tiempo te lo permita

Aunque parezca complicado, hacer cosas por tu cuenta te ayudará a expandir tus habilidades, pero recuerda que el tiempo es un recurso valioso que te puede servir no solo para ahorrar sino para obtener dinero. Así que haz lo que puedas, respetando tu tiempo y cuidando los espacios que te dan dinero.

No hagas compras cuando no estés en tu mejor momento

              Diversos estudios han demostrado que cuando tenemos un mal día podemos comportarnos de manera impulsiva y gastar en cosas que no necesitamos, así que evita gastar mientras estés molesto y compra con la cabeza fría.

Pregunta a tus amigos sobre sus métodos de ahorro.

Compartir experiencias contribuye al crecimiento de las personas, tus amigos pueden conocer formas efectivas para ahorrar, comparte las tuyas y seguramente ellos te ayudarán con ideas innovadoras que aumenten tus opciones de ahorro.

Cancela las suscripciones a servicios que usas poco

Si sueles inscribirte a cada cosa que te llama la atención, déjalo, la acumulación de estas suscripciones pueden significar un gran gasto en tus cuentas, incluso algunas de estas suscripciones puedes haberlas abandonado hace tiempo y aún las sigues pagando.

 Compra cosas usadas.

Suiza tiene una de las mejores economías y el valor del ahorro es fundamental, en este país muchas personas aprovechan los objetos de segunda mano abandonados por otras personas, deja a un lado la idea de que lo usado está dañado, puede ser muy útil para ti algo que otra persona decida cambiar por una baja cantidad de dinero.

Todo lo que inviertas en prevención te hará ahorrar

Por ejemplo, limpiar tus manos cada vez que puedas, minimizará el riesgo a una infección y reducirá futuros gastos en tu salud, así como malos momentos en el hospital.

Borra las tarjetas de débito de tus cuentas de tiendas online.

Diversos estudios han demostrado que compramos más cosas innecesarias de forma impulsiva cuando usamos métodos de pago en línea o diferentes al efectivo.

Compra ropa en temporada de descuentos.

Si necesitas comprar algo para el verano, cómpralo en la temporada de rebajas anterior, así ahorrarás de manera significativa, ya que los precios actuales son mucho mayores que los precios de colecciones antiguas.

Si te gusta viajar, apóyate con un programa de voluntariado

Estos programas ofrecen oportunidades de viaje con descuentos en áreas como el hospedaje, la alimentación o el transporte, tendrás además la oportunidad de ayudar a alguien más y conocer diferentes culturas, no hay pérdida con esta experiencia.

Compra marcas de productos que no sean las más promocionadas

El precio del producto no está determinado solo por su calidad, también por el gasto al que recurren las empresas para promoción, así que el hecho de que una marca no sea totalmente conocida no significa que sea de mala calidad, atrévete a usarlas y te ahorrarás algo de dinero.

Cambia tu seguro de vida.

Tu seguro no es una inversión, cámbiate a un seguro más económico y aprovecha la diferencia en tu ingreso para disfrutar de un estilo de vida saludable, te irá mejor con algo de dinero en tu cartera.

Evita dar muchas vueltas con tu auto

Los costes en combustible al mes pueden ser muy elevados, si estás pensando en comprar un auto, asegúrate que consumirá poco combustible.

Evita los centros comerciales.

La variedad y ofertas de los centros comerciales pueden tentarnos, evita ir a ellos al menos que necesites comprar algo, si bien son centros de entretenimiento, puedes pasar el día en lugares con menores ofertas, puedes salir a caminar o ir a un cine.

Renta un espacio de tu casa que esté desocupado.

Si tienes una habitación extra, puedes rentarla a alguien y así tener un ingreso mensual, si vives cerca de una zona turística tu ganancia será alta, también puedes rentarla a estudiantes.

Nunca olvides tus deudas

Organízate de tal manera que sea sencillo administrar tus ingresos en relación con las deudas, de tal manera que al final del mes, tus deudas estén en cero, en caso de ser altas, plantéate unas metas mensuales.

¿Muchas revistas? Déjalas.

Revistas por aquí y por allá… te quitan espacio, tienen incluso años abandonadas y no te interesan, cancela esas suscripciones, lo más probable es que no te arrepientas.

El desayuno es la comida más importante

Con una buena alimentación, tendrás energía para desarrollar la mayor cantidad de actividades posibles, eso mejorará tu rendimiento y por supuesto tus ingresos, un buen desayuno resolverá la mitad de tu día.

¿Te quedó comida del almuerzo? Mézclala y cénala.

A veces no medimos nuestras comidas y nos sobra un poco, si es reciente,

¡No la botes! Te puede ser útil para la cena, te ahorrarás mucho dinero con comida recalentada.

Lleva tu almuerzo al trabajo

Al momento del descanso para almorzar en tu trabajo, almuerza comida hecha por ti, al menos un par de veces por semana, solo te quitará unos pocos minutos en la mañana y ahorrarás dinero cada vez que lo hagas, la comida casera nunca será una mala opción.

Aprende cómo vestirte con poca ropa en tu armario

A veces, compramos ropa para determinadas ocasiones y limitamos nuestras opciones, con cinco pantalones, ocho camisas y un par de accesorios debidamente seleccionados, puedes expandir tus opciones mediante combinaciones.

Pide a tus amigos que te ayuden a no abandonar el proceso de ahorro

Cuando te sientas desanimado, cálmate y habla con tus amigos o personas cercanas, ellos podrán darte consejos de ahorro y apoyo emocional para que no desfallezcas en tu objetivo.

Arregla lo que puedas por tu cuenta

Hace años, era difícil reparar cosas en nuestro hogar por nuestra cuenta, hoy en día es pan comido, puedes encontrar tutoriales en internet que te enseñen como reparar tus electrodomésticos, averías y casi cualquier cosa de manera gratuita, no importa si no eres experto, aprender una habilidad no le hace daño a nadie.

Ten a la mano una libreta donde anotes tus ideas

Las ideas te pueden ayudar a obtener ingresos, sin embargo pueden ser tantas y tan efímeras que si no las anotas luego las olvidarás y perderás la oportunidad de hacer algo de dinero, así que manten contigo una lista donde anotes tus ideas.

Invierte en un congelador grande

Un congelador grande puede ser una buena opción si decides aprovecharlo al máximo, el espacio extra te permitirá comprar en grandes cantidades, lo que hará más económica la compra de comida, también podrás almacenar la comida de la semana (Cocinada previamente) y ah. orrarás tiempo al momento de cocinar.

Busca un lugar barato para vivir.

La variedad de precio entre ciudades e incluso en zonas de la ciudad es significativa, procura vivir en espacios económicos, siempre y cuando garanticen seguridad para ti y los tuyos, investiga si tiene espacios públicos recreativos para que además tengas un nivel saludable de vida.

Infla tus neumáticos para alcanzar la presión perfecta.

Regular la presión y cantidad de aire en tus neumáticos  (según lo que recomiende el manual de tu coche), puede hacerte ahorrarte hasta un 10% de combustible semanal, consulta el manual y asiste a una estación de servicio para regular el aire en tus llantas.

Cultiva algunas cosas que consumas habitualmente.

Construir tu propio jardín, puede ser considerado un pasatiempo económico, que además impulsará la salud de la comida que consume tu familia, sembrar tomate, por ejemplo, podría ayudarte para hacer salsa, pasta, kétchup, ensaladas, entre otras cosas.

Investiga acerca del calendario de tu ciudad

Las administraciones de las ciudades, u oficinas que manejan información de eventos culturales pueden ser importantes en tu proceso de ahorro, averigua a qué eventos puedes asistir, algunos de ellos ofrecen comida, entretenimiento, o un espacio para descansar, todo esto gratuito.

Usa el transporte público.

Si en tu ciudad tienes cerca los sitios a los que sueles asistir, y el automóvil en vez de solucionar, te afecta por el tráfico o por estacionamiento, usa el transporte público. Ese dinero gastado en el automóvil al final del mes irá a tu cuenta bancaria.

Corta tu propio cabello.

Esta, no es una idea común, pero funciona si tienes un corte de cabello simple, no es difícil de aprender, solo necesatirás una máquina de afeitar y un par de tijeras, al principio podrás asustarte un poco, pero con práctica mejorarás en poco tiempo.

Recurre al “carpooling”.

Organízate con tus vecinos o amigos que vivan o trabajen cerca, pueden rotarse la tarea de manejar, además contribuirás a disminuir el tráfico ya que habrán menos automóviles en la calle.

Diseña un plan de “Bola de nieve”.

El plan “Bola de nieve” es un plan de pago de deudas que consiste en pagar en cuotas las deudas amplias y tratar de pagar lo antes posible las deudas pequeñas.

Busca una olla de cocción lenta.

Las ollas de cocción lenta te ayudarán a ahorrar una gran cantidad de dinero en las compras de supermercado, ya que la comida te rendirá para más de una oportunidad, esta también es ideal para quienes deciden cenar con la sobra del almuerzo

Haz mantenimiento constante en tu casa y automóvil

La consecuencia de un mantenimiento inusual puede ser el daño total de algunos electrodomésticos, revisar el estado de los electrodomésticos solo te quitará un par de horas en el mes, y evitarás sorpresas negativas en lo que respecta a reparaciones costosas.

Haz las compras al mayor.

Usualmente artículos de limpieza como jabones, o bolsas plásticas puedes encontrarlas en grandes cantidades y a muy buenos precios, aprovecha su naturaleza no perecedera y ahórrate dinero, además evitarás ir a la tienda consecutivamente.

Prepara comida para tus viajes.

Cuando estés listo para viajar, empaca algo de comida de preparación express, de esta forma evitarás gastar dinero en tiendas a mitad del camino, además de ahorrarte tiempo buscando dónde comer

Reduce el gasto del pago de cuenta telefónica.

Minimiza el uso de datos móviles y planes con minutos que nunca consumes, aprovecha el tiempo que dejarás de usar el móvil para compartir con los tuyos

Compra autos usados.

El valor de los autos nuevos es alto, si quieres ahorrar una buena cantidad de dinero en transporte, invierte en un auto usado que esté en buenas condiciones, no llegues al extremo de buscarlos muy viejos, podría costarte mucho el mantenimiento.

Encuentra inspiración diaria para tomar buenas decisiones

La familia puede ser un elemento clave para la inspiración, siempre que pienses en gastar en algo, recuerda lo útil que podría ser para un proyecto a largo plazo ese dinero o para tu familia en momentos de necesidad.

Lee más

Leer es una actividad económica, acude a bibliotecas y además del proceso de aprendizaje, podrás recrearte sin gastar un centavo, esta actividad te traerá solo ganancia.

Usa diferentes rutas al momento de trabajar

Al no conocer las rutas, evitarás comprar cosas de camino, ya que no te detendrás para buscar un sitio antes de llegar a tu trabajo, incluso si la ruta es un poco más larga no tendrás la necesidad de detenerte.

No excedas en gastos de productos higiénicos

Usualmente las personas adquieren una gran cantidad de productos de limpieza o higiene facial innecesarios al menos en tiempos de ahorro. Compra solo lo necesario.

Arregla tu ropa.

En ocasiones, tiramos a la basura prendas por pequeñas roturas o incluso porque han perdido un botón, arreglar tu ropa permitirá que conserves tu camiseta favorita y que mejores tus habilidades con la costura, también puedes acceder a tiendas con venta de ropa de segunda mano, donde aprovecharás lo que otros consideran innecesario.

Recomienda a tus amigos.

El mercado americano en su constante ampliación ha traído oportunidades para ganar algo de dinero que te ayudará a pagar tus cuentas y tendrás más dinero al final del mes. Las empresas ofrecen recompensas a aquellos que llevan a sus conocidos a disfrutar de los servicios de estas. Así que recomienda a tus amigos adquirir servicios que mejoren su situación y la tuya.

Come menos carne.

La carne es costosa comparándola con vegetales y frutas así disminuye las cantidades de consumo de carne, encontrarás proteínas en otros alimentos más económicos. Además

Asegúrate de tener un protector en tu casa

Asegura tus electrodomésticos con un regulador de energía, ya que un fallo de luz puede ocasionar graves daños a tus electrodomésticos y generar un gasto enorme.

Nunca te rindas y vuelve a hacer todo lo anterior una y otra vez sin desvanecer.

Por más difícil que parezca, esfuérzate, no decaigas por una decisión mala que tomes o por un hecho externo que perturbe tu camino al ahorro, al final con perseverancia alcanzarás lo que te propongas.

Relacionados

necesidades

Necesidades innecesarias que hacen que no ahorres

Como cada año, paso un tiempo revisando los…