¿Cómo es hacer el amor con cada hombre del zodiaco?

Manuel G | 13 Abril 2022

pareja dandose la mano 41

Si te has enamorado de un chico y quieres saber cómo se comporta en la cama, has llegado al lugar ideal. El sexo es muy importante en la vida de una pareja y si no sois compatibles en este aspecto, es probable que la relación no tenga mucho futuro.

Averigua si tu hombre es atrevido y pasional o, por el contrario, se trata de un chico tradicional y rutinario, que siempre busca las mismas posturas y pautas. De esta manera, podrás saber qué signo te regalará más placer a la hora de hacer el amor.

El hombre Tauro

La diosa del amor: Venus, está muy presente en este signo astrológico. Esto explica la magnificencia muy presente en la personalidad de Tauro. A este hombre le gusta disfrutar de los placeres de la vida y hacer el amor con sábanas de seda.

También le importa mezclar comida y sensualidad. El taurino podría divertirse durante el juego sexual de la previa con salsas de chocolate o lencería de caramelo.

En cuanto a posiciones en la cama, al hombre de Tauro le encanta tener ventaja. El estilo perrito y las variantes acrobáticas del misionero (por ejemplo, la posición del bambú) serán las de su preferencia. Cabe señalar que las partes del cuerpo vinculadas a este signo astral son el cuello y la garganta por lo que algunos besos o lamidas en la zona lo volverán loco.

Al hombre de Tauro también le gusta ver disfrutar a su pareja y no dudará en practicar sexo oral o poner a trabajar sus dedos.

El hombre Aries

El hombre de Aries se acerca a la sexualidad de manera muy simple; él considera que es una etapa de la vida y, por lo tanto, no tiene sentido postergarla o imaginar escenarios complicados. Su orgullo masculino siempre está alerta, su visión realista del amor generalmente no es adecuada para las mujeres; por lo tanto, deben llevarlo a disfrutar de su amor de una manera más lánguida.

Pero lo que sea demasiado original, aún en el sexo, puede perturbarlo, así que con Aries puedes soltarte dentro de los parámetros de lo previsible.

El hombre de Aries es muy creativo y este rasgo de carácter también está presente a nivel carnal; así que le gusta probar diferentes posiciones y descubrir nuevas formas de divertirse en privado.

El hombre Sagitario

El hombre de Sagitario está constantemente buscando nuevas sensaciones durante las relaciones sexuales. Su lado aventurero, y casi libertino, se transpone un poco en cuestiones de sexualidad, un área que le gusta especialmente y donde muestra un gran apetito y una gran resistencia.

En la cama, le importa más el orgasmo de su compañera que su propio placer. Vive sus actos sexuales apasionadamente, con una saludable dosis de vitalidad.

Muy innovador bajo las sábanas, Sagitario no se detiene tanto en la previa al acto sexual, no porque no le guste, sino porque siempre prefiere llegar al meollo de la cuestión, el acto sexual en sí es su parte favorita.

El sagitariano es directo, expresa claramente sus deseos sexuales, sin miedo ni complejos. Déjate llevar por sus fantasías y descubrirás nuevas experiencias, ya que él es muy ingenioso cuando se trata de sexualidad, un verdadero semental y buen amante. ¡No olvides que es un centauro! Tiene toda la energía de la fiera y la habilidad del hombre.

El hombre Libra

El Hombre de Libra, al igual que cuida a su pareja mimándola con cumplidos, siempre quiere satisfacerla en la cama. Su imaginación erótica y su intuición son los elementos principales que lo guían en su vida sexual.

Él tiene una clara preferencia por las mujeres sensuales e inteligentes y le da gran importancia a tener una buena relación sexual con su pareja, ya que esto último le proporciona la estabilidad y el equilibrio necesarios para fortalecer a su pareja. Si no se siente pleno puede recurrir a la infidelidad, aunque es posible que él no lo vea como tal ya que será solamente alguna vez esporádica y para satisfacer su deseo.

Al Hombre de Libra le gustan las mujeres con iniciativa y si tú la tomas, no dudará en seguirte en el juego.

Su paciencia lo llevará a tratar de satisfacer todas las fantasías de su compañera: también es una garantía de juego previo, al hombre de Libra le gusta particularmente tomarse su tiempo para ser cariñoso con la otra persona.

Muchos hombres nacidos bajo esta constelación no tendrían problema en hacer tríos si eso es lo que lleva pimienta a la pareja. Les da mucho miedo aburrirse en la vida y suelen pensar que los matrimonios de muchos años ya no practican el sexo, así que hay que hacer lo que sea para desviarle esa perspectiva.

El hombre Escorpio

En la cama, el escorpiano es ardiente e intenso. Es sin dudas uno de los mejores amantes del zodíaco. Le encanta conquistar, nunca decepciona una vez que alcanza su objetivo. Las noches con él garantizan ser apasionadas e inolvidables. En materia de sexualidad, es codicioso e insaciable. La pareja debe ser capaz de satisfacer sus deseos sexuales recurrentes y a la vez estar abierta a cosas nuevas. Al odiar la monotonía, Escorpio percibe la sexualidad como aventura y puro placer. Si vas a ser pareja de Escorpio para más de una ocasión, deberás dar rienda suelta a la imaginación, idear juegos, nuevas posiciones e incorporar objetos a la cama.

Finalmente, el Escorpión es un verdadero semental. No mostrará resistencia para casi ninguna posición del Kamasutra e incluso puede mostrarse en algunos casos fetichista y ... ¡sado-masoquista!

El hombre Piscis

La verdad es que el pisciano es un hombre bastante pasivo. Le gustan las mujeres que toman la iniciativa y lo dominan suavemente. Son personas muy cariñosas aún en la etapa sexual. En términos de prácticas sexuales, al hombre de Piscis le encanta el sexo oral y se encontrará fácilmente satisfecho por las mujeres que están deliciosamente dotadas en esta área. Además, su posición romántica favorita es la de la mujer montando al hombre. También le gustan las posiciones donde pueda aprovechar los glúteos de su acompañante y le da mucho placer que le acaricien los testículos.

Sorprendentemente, la verdadera zona erótica del pisciano es el pie. Al hombre de Piscis se le dan muy bien las preliminares y le encanta besar, tanto si se trata de una pareja con la que tiene compromiso como si hablamos de alguien nuevo. Lo que más le excita es ver excitada a su pareja.

El hombre Géminis

Bajo las sábanas, el hombre de Géminis se mantiene fiel a su lado juguetón. Alegría, relajación y buen humor, ese es su lema. Cuanto más juguetona sea su amante, más placer recibirá. Le gusta tanto recibir placer como darlo.

Son inteligentes, excelentes oradores y buscan una pareja que vaya más allá de lo físico, por eso no le bastará acostarse con alguien lindo, deberá tener una conexión corporal y también mental.

Es muy creativo y le gusta probar nuevas formas de divertirse. De mente abierta, no es un conformista y siempre garantiza el efecto sorpresa.

No tiene una posición predilecta, se deja llevar por el deseo del momento. Un día podría ser convencional y otro hacer “el salto del tigre”. Su dualidad en personalidad también se refleja en el sexo, un día estás con él y al otro podrías sentir que estás con una persona diferente.

No es raro ver al hombre de Géminis iniciando juegos de rol, pero esto depende de cuán osada sea su compañera. Cualquiera sea la ocasión, el hombre de Géminis es muy receptivo y sabe cómo adaptarse para mejorar las relaciones amorosas en todas las circunstancias.

Dado que usa mucho la imaginación, el hombre de Géminis sabe cómo ser impredecible, lo que lo convierte en un amante excepcional.

El hombre Acuario

El hombre de Acuario se coloca bajo la ascendencia del planeta Urano, de ahí su necesidad de movimiento y cambio, característico de los signos del aire. Por eso, es un hombre que ama la novedad y los juegos de descubrimiento erótico. Su devoradora pasión se ejercerá sobre su compañera de forma suave y lenta. A los acuarianos les gusta tomarse su tiempo y disfrutar cada minuto de éxtasis.

A un hombre de Acuario le pueden gustar los juegos previos o no (dependiendo de su estado mental y de acuerdo con sus deseos del momento).

Al tener preferencia por la novedad, descartará posiciones tales como el misionero e irá por la búsqueda de posiciones nuevas, casi acrobáticas.

Los hombres de Acuario son personas honestas, y no dudará en pedir más si no ha quedado satisfecho.

El hombre Cáncer

El hombre de Cáncer es una persona enigmática y no es fácil llevarlo a la cama. Carece de confianza en sí mismo y es sensible y emocional; así que no tiene sentido acostarse con él rápidamente. Aunque es muy probable que espere a que la otra persona se acerque, a veces, toma la iniciativa.

Una vez en la cama, el hombre de Cáncer es un gran amante que se divierte en privado. Puede que disfrute más de las preliminares que del sexo en sí. Le gusta dominar y sentirse dominado, adora las relaciones amorosas apasionadas y hace todo lo posible para satisfacer a su pareja. No apoya la monotonía y la rutina sexual; por lo tanto, es necesario innovar constantemente, variar las posiciones sexuales y probar nuevas sensaciones. Aunque puede parecer conservador a él le gusta cumplir fantasías sexuales.

El hombre Leo

¡Son fogosos! Combinan pasión, fuerza y creatividad. El hombre de Leo ama la sensualidad y no pierde ninguna oportunidad para demostrarle su poder de seducción a su pareja. Es muy abierto y creativo, y le gusta tomar la iniciativa.

Obviamente su narcisismo no deja la cama de lado y ama que le alaben su destreza, pero ¡ojo! se esmerará para eso, le preocupa el placer de su pareja, y claro, Leo quiere ser el mejor en la comparación.

Al leonino le gusta tomarse su tiempo para hacer las cosas bien, por lo tanto, pondrá energía para realizar bien “la previa”. Como a todo dominador, le gusta la posición dominante, no olvidemos que es “el rey de la selva”.

El hombre Capricornio

En su intimidad, el hombre de Capricornio es fogoso, pero hay que sacarle la primera capa. En términos generales, el hombre de Capricornio tiene una libido muy, muy asertiva, pero necesita estar en armonía con su pareja.

El hombre de Capricornio buscará fantasías y la rutina eventualmente lo cansará; cuando parezca que ya ha probado todo con su pareja aparecerá con algún jueguito innovador. Se sentirá a gusto en una habitación tranquila y con luces más que en un lugar exótico o poco convencional. Mantiene una visión de las cosas a veces anticuada, y no siempre se atreve a expresar sus deseos más íntimos.

Le gusta satisfacer a su pareja, y en eso no podemos decir que es egoísta, hará todo lo que esté a su alcance para que disfruten los dos.

El hombre Virgo

Lo primero que hay que saber es que el hombre de Virgo es uno de los mejores amantes del zodiaco. Le gusta brindarse por completo mientras hace el amor porque tiene plena confianza en su pareja. Se deleita con los juegos previos llenos de dulzura, caricias y suaves palabras susurradas en al oído.

Contrariamente a su costumbre, lo inesperado aquí es muy recomendable para deleitar a Virgo. Cambiar de posición repentinamente o probar nuevas posiciones son las claves para una relación exitosa. El hombre de Virgo es juguetón y aprecia que lo saquen de su zona de confort, incluso si no toma la iniciativa él mismo. Liberado de sus tabúes, no tendrá problemas para encenderte porque te conoce bien y siempre piensa en hacer lo mejor.

El hombre de Virgo es sensible al área del ombligo y a las caricias por la zona de la espalda.

Lo mejor de la categoría

Hits